Personal Docente e Investigador (PDI)

Un PDI suficiente, reconocido y formado como garantía de su crecimiento profesional y de la calidad en la prestación del servicio público

Vivimos un momento crítico para la comunidad universitaria. Nos enfrentamos al desarrollo de la Ley Orgánica del Sistema Universitario (LOSU) y a la reforma de nuestros Estatutos con una plantilla de profesorado con una edad media alta, en la que se producen jubilaciones que la merman. Las políticas que se adopten en estos momentos van a condicionar el devenir de la UMA en un futuro cercano. Sin una plantilla de profesorado cualificada y asentada, nuestra universidad podría no ser capaz de competir con éxito en el contexto del sistema universitario español. Por ello, más que nunca, es preciso actuar con decisión, pero teniendo una visión a medio y largo plazo. Creemos imprescindible consolidar una estrategia de rejuvenecimiento de la plantilla, que permita revertir la pérdida de capital humano en el profesorado.

Otra cuestión importante que pretendemos abordar es la reducción de las desigualdades entre hombres y mujeres que se observan en la plantilla de PDI. Aunque la situación en nuestra universidad es comparable a la media de universidades españolas, todavía se detectan importantes desequilibrios. Si bien resulta evidente que la situación actual es el producto de decenios en los que las mujeres encontraban más dificultades para su promoción en la carrera académica que sus compañeros, no lo es menos que no existen recetas mágicas ni soluciones inmediatas para resolver estas diferencias. Nuestro compromiso es favorecer y fomentar la igualdad entre mujeres y hombres en la UMA adoptando medidas contundentes en distintos órdenes encaminadas a revertir esta situación a la mayor brevedad. 

De otro lado, debemos continuar con el compromiso de estabilización y promoción del personal acreditado. La UMA debe recompensar a quienes acrediten su talento y capacidad con una estabilización lo más temprana posible. Es justo que la universidad premie al profesorado que se esfuerza académicamente para promocionar, elevando así el nivel de la universidad y repercutiendo favorablemente en una búsqueda de la docencia y la investigación de excelencia.

Asimismo, debemos poner todo nuestro empeño en la captación de PDI de calidad que contribuya a reforzar y a aumentar la capacidad investigadora de nuestra plantilla. Asimismo, adquirimos el compromiso de estabilizar a nuestras investigadoras y a nuestros investigadores posdoctorales. No basta con atraer a personal investigador durante unos años, entendemos que se trata de atraer y de retener el talento, ofreciendo para ello la estabilización en la plantilla a aquellas personas que demuestren su valía y se esfuercen por progresar académicamente.

Por otra parte, debemos fortalecer a los departamentos con necesidades estructurales mediante la consolidación de una línea de dotación de plazas más atractiva. Se hace imprescindible perseverar en esta línea hasta conseguir que todas las unidades docentes puedan contar con suficiente personal docente e investigador integrado.

Queremos también apostar por el profesorado asociado acreditado que desea desarrollar una carrera académica en la universidad porque consideramos que su integración en los departamentos permite cubrir eventuales necesidades docentes y contribuye a consolidarlos.

Con estas ideas de base, formulamos los siguientes objetivos concretos

Objetivo 1: Definir una política que contribuya al desarrollo integral del personal docente e investigador a medio y largo plazo

1.1. Crearemos un mapa de departamentos que contenga, de manera continua y actualizada, todos los datos organizativos de PDI por áreas de conocimiento, como instrumento imprescindible para la planificación y el relevo generacional de la plantilla de la UMA teniendo en cuenta la evolución de las necesidades de personal.

1.2. Revisaremos el POD para considerar adecuadamente las actividades de investigación (sexenios, proyectos, direcciones de tesis doctorales, etc.), las actividades docentes (participación en proyectos, publicaciones, cursos, congresos, docencia en otros idiomas) y de tutorización, formación y gestión, transferencia y divulgación, así como otros criterios que permitan aquilatar debidamente la dedicación académica del PDI en el marco establecido por la LOSU. Asimismo, incorporaremos progresivamente factores de corrección por la ratio docente/número de estudiantes, y el reconocimiento de la tutorización y evaluación de trabajos de fin de estudios, así como la proximidad a la jubilación.

1.3. Trabajaremos en la elaboración de un POD estable, que tenga una validez de tres años.

1.4. Elaboraremos un plan integral de acceso, estabilización y promoción del PDI a medio y largo plazo que favorezca su crecimiento profesional y el apego a la institución, teniendo en cuenta las necesidades de personal de los centros y el relevo generacional. La estabilización del profesorado es clave en la universidad pública.

1.5. Mantendremos la política de promoción de plazas del PDI acreditado a profesor/a titular de universidad y catedrático/a de universidad.

1.6. Aplicaremos políticas proactivas para salvar la brecha de género en las figuras más cualificadas del profesorado implementando las medidas contempladas en este sentido en el Plan de Igualdad.

1.7. Apostaremos por la estabilización del profesorado contratado mediante un compromiso de estabilización e integración anticipada en la plantilla para el profesorado acreditado.

1.8. Estableceremos un plan racional de ingreso a largo plazo en la universidad mediante la nueva figura del profesorado ayudante, reduciendo la dependencia del profesorado sustituto interino mediante el desarrollo de un plan de relevos y una medición objetiva de la carga docente de las áreas de conocimiento. Dicho plan incidirá especialmente en las áreas con más necesidades docentes en los años venideros, compensando asimismo a áreas de conocimiento que reciben menos becas de formación del personal universitario.

1.9. Asimismo, impulsaremos la atracción de talento desde los últimos cursos y su continuidad en el campus científico. Potenciaremos el acceso de jóvenes con vocación docente e investigadora mediante la creación de contratos predoctorales en aquellos centros menos dotados de contratos de formación del personal universitario.

1.10. Fomentaremos el acceso y la promoción de personal investigador novel con discapacidad pre y posdoctoral.

1.11. En una decidida apuesta por la transparencia, haremos públicos los procedimientos de cálculo empleados para la dotación de plazas y las ratios docentes de todos los departamentos o áreas de conocimiento.

1.12. Revisaremos asimismo el baremo de contratación del PDI para su simplificación y adecuación a la especificidad de los distintos ámbitos/áreas del conocimiento.

1.13. Contrataremos a profesorado asociado entre especialistas y profesionales de reconocida competencia cuando las necesidades y especificidad del área de conocimiento lo requieran.

1.14. Promoveremos la incorporación a la plantilla de PDI de profesorado asociado acreditado tendiendo la mano a los miembros de este colectivo que desean desarrollar una carrera académica y han demostrado su capacidad con la obtención de la acreditación correspondiente.

1.15. Instaremos a la administración competente a publicar un calendario de convocatorias regulares para el reconocimiento del complemento autonómico en relación con todas las categorías del PDI. Además, negociaremos con la Junta de Andalucía el incremento de los complementos para que la retribución de nuestro profesorado se homologue a las percibidas en otras comunidades autónomas.

1.16. Crearemos la Oficina de Innovación Docente para apoyo al PDI al objeto de llevar a cabo procesos de innovación educativa y transformación digital. Incrementaremos los recursos del área TIC para posibilitar soluciones innovadoras, digitalización de procesos, mejora de la capacidad de reacción, etc.

1.17. Velaremos por que la asignación de horarios tenga en cuenta factores como la dependencia en el ámbito familiar y otras circunstancias convenientemente justificadas.

1.18. Mantendremos las bolsas de profesorado sustituto interino, debidamente actualizadas, para dar cobertura a las necesidades docentes sobrevenidas y agilizar la incorporación del profesorado.

1.19. Estudiaremos procesos de estabilización del personal sustituto interino de larga duración.

1.20. Recurriremos a nuevos instrumentos de evaluación del profesorado que permitan detectar posibles problemas y diseñar mecanismos para solventarlos.

1.21. Fortaleceremos el Programa de Apoyo a la Evaluación de la Actividad Docente del Profesorado Universitario (DOCENTIA) orientando su evolución hacia el futuro sexenio de docencia.

1.22. Mejoraremos las condiciones del profesorado emérito, tanto en lo que se refiere a la ampliación del periodo de disfrute de esta figura como al incremento retributivo de la misma. Buscaremos soluciones en el marco legal vigente compatibles con el rejuvenecimiento del profesorado.

Objetivo 2: Promover la movilidad y la carrera profesional del PDI

2.1. Desarrollaremos una política de atracción de profesorado contratado procedente de programas Ramón y Cajal, Margarita Salas, Beatriz Galindo, Talentia, European Research Council (ERC) o Emergia que incluyan incentivos para la incorporación en la UMA y compromiso de estabilización, dentro de nuestras disponibilidades presupuestarias.

2.2. Incentivaremos la captación de talento de excelencia mediante la utilización de las figuras contractuales de la legislación universitaria y la Ley de la Ciencia. La finalidad es desarrollar un plan que nos permita incorporar talento externo que ayude a elevar el nivel docente e investigador en la UMA, con salarios adecuados y, en su caso, favoreciendo el acceso al alojamiento.

2.3. Instaremos, a través de CRUE, al gobierno nacional a continuar con el Plan de Recualificación del Ministerio de Universidades, como una magnífica herramienta para afianzar las políticas de captación de talento e impulso a la carrera académica del PDI, y a contemplar la posibilidad de remunerar trienios, quinquenios y sexenios.

2.4. Estableceremos un plan de formación inicial, especialmente para el profesorado novel en la UMA, y permanente para garantizar la mejora y actualización profesional del PDI en el marco de la planificación estratégica de la universidad.

2.5. Facilitaremos la realización de actividades de investigación y docencia en universidades o centros de investigación distintos de la UMA así como a nuestro estudiantado de doctorado, para facilitar su acreditación a los cuerpos docentes universitarios.

2.6. Impulsaremos las estancias en régimen sabático para todo el PDI, tanto funcionario como laboral.

2.7. Implantaremos un plan de promoción interna para el profesorado ayudante doctor acreditado a profesorado contratado doctor.

2.8. Impulsaremos un programa de apoyo, mentoría, orientación y oportunidades de crecimiento profesional tanto para el personal predoctoral becado o contratado como para el profesorado ayudante doctor para fomentar la excelencia académica. En particular, promoveremos la movilidad internacional del personal predoctoral y ayudante doctor con vistas a la consolidación de su actividad y a su futura estabilización.

2.9. Estudiaremos la posibilidad de que el profesorado ayudante doctor pueda solicitar sexenios de investigación.

2.10. Continuaremos promoviendo la movilidad del PDI de la UMA aprovechando programas de intercambio, convocatorias competitivas y el Plan Propio.

Objetivo 3: Optimizar los procesos de selección de profesorado

3.1. Garantizaremos la consideración de la experiencia docente y de la experiencia investigadora, incluida la transferencia e intercambio del conocimiento, en los criterios de valoración de los méritos en los concursos para el acceso a plazas de los cuerpos docentes.

3.2. Reduciremos el tiempo para dotar las plazas de profesorado ayudante doctor, mejorando los medios personales y materiales del Servicio de PDI, regulando el plazo máximo de baremación de méritos por parte de los departamentos, simplificando los trámites y el trabajo de las comisiones asesoras y evitando las macroconvocatorias de profesorado ayudante doctor.

Objetivo 4: Disminuir y optimizar las tareas realizadas por el PDI en docencia e investigación, y las herramientas para llevarlas a cabo

4.1. Elaboraremos un diagnóstico de la situación a partir de los procesos susceptibles de ser simplificados (gestión de proyectos, solicitudes, formularios, comisiones de servicio, etc.).

4.2. Estableceremos en el primer año de mandato un plan de reducción de la burocracia y simplificación de los procesos.

4.3. Reforzaremos el apoyo administrativo al PDI aumentando las competencias y la formación especializada voluntaria del PTGAS adscrito a los departamentos.

4.4. Revisaremos y agilizaremos los sistemas de adquisición de material y contratación de viajes.

4.5. Agilizaremos los procesos de contratación de personal investigador con cargo a proyectos.

4.6. Facilitaremos los procedimientos de justificación de gastos que suponen un desembolso previo por parte del profesorado (congresos, cursos, etc.).

4.7. Simplificaremos las herramientas, instrumentos y entornos para la tramitación de solicitudes y la comunicación entre el PDI y los distintos servicios de la universidad.

Objetivo 5: Reconocer y valorar la experiencia de nuestro profesorado jubilado

5.1. Pondremos en valor el conocimiento y la experiencia de nuestro PDI jubilado para convertirlos en un activo para la comunidad universitaria.

5.2. Potenciaremos el vínculo con nuestro PDI jubilado en colaboración con asociaciones como ASPROJUMA y mantendremos su vinculación con la institución a través de los canales de información.

5.3. Impulsaremos la participación del profesorado jubilado en los programas académicos, culturales y deportivos en las mismas condiciones aplicadas al personal en activo.

5.4. En coordinación con el vicerrectorado con competencias en materia de cultura y las bibliotecas universitarias, realizaremos una gestión adecuada y digna de los documentos y material fotográfico, bibliográfico o de otra índole del personal de la UMA en el momento de su jubilación.

Objetivo 6: Continuar impulsando la cualificación y vinculación de profesorado de Ciencias de la Salud

6.1. Revisaremos el procedimiento para cubrir las plazas de profesorado asociado clínico, analizando con los departamentos implicados y las instituciones sanitarias, las necesidades docentes y la capacidad asistencial, con objeto de optimizar la actividad docente de tutorización clínica y garantizar la excelencia en las prácticas clínicas del estudiantado.

6.2. Elaboraremos de forma coordinada con los departamentos implicados, las instituciones sanitarias y con IBIMA/Plataforma BIONAND, un plan específico de formación, atracción e incorporación de nuevo profesorado vinculado, ampliando los programas actualmente existentes con el SAS, como el María Castellano, así como otros programas del Instituto de Salud Carlos III (Río Hortega, Juan Rodés).

6.3. Propondremos la creación de una estructura académica de máximo nivel que se encargue de la coordinación entre los centros ligados a las ciencias de la salud, institutos de investigación, grupos de investigación y las instituciones sanitarias para coordinar todas las actuaciones en este ámbito estratégico para la UMA y la sociedad malagueña (profesorado vinculado, investigación biosanitaria, prácticas clínicas del estudiantado, etc.).

6.4. Reconoceremos e incentivaremos la labor de Tutorización Clínica, desempeñada por una figura no universitaria estratégicamente clave para el seguimiento, junto a las Asociadas Clínicas y los Asociados Clínicos, de las prácticas clínicas hospitalarias.

6.5. Promoveremos las figuras o programas cuyo fin es la atracción de profesorado novel vinculado (programa María Castellanos, creación de figura del/a Profesor/a Ayudante Doctor/a Vinculado/a). 

6.6. Elaboraremos con los departamentos clínicos implicados, centros e instituciones sanitarias un plan de acción para un mejor aprovechamiento de las prácticas clínicas hospitalarias que tenga en cuenta el volumen de estudiantes, profesoras/es y tutoras/es clínicas/os con el fin de garantizar la calidad atendiendo a los planes de estudios.

6.7. Estableceremos un plan de convalidaciones entre asignaturas comunes en distintas titulaciones de Ciencias de la Salud consensuando planes de estudio.

6.8. Estableceremos vínculos institucionales Universidad-CIMES-IBIMA/Bionand-CIMO-instituciones sanitarias, fomentando e implementando estrategias y planes comunes en investigación y formación.